El Parque Escondido de Cabo San Lucas

parque-escondidoEn pleno centro de Cabo San Lucas, existe un Parque escondido de la vista de miles de personas que pasan a diario por enfrente de ese lugar. Está al costado del boulevard principal, y si lo llegaran a arreglar, se convertirá en el lugar más hermoso de la ciudad.

Y Dios dijo a Satanás: ¿De dónde vienes? Entonces Satanás respondió: De recorrer la tierra y de andar por ella. [Job 1:7].

Vueltas de Perro

Desde que mi perro se lesionó, tuve que buscar un nuevo lugar para sacarlo a pasear. Yo tengo uno de los perritos más ansiosos del mundo, se llama Tiziano (Tiziano perro), y todas las mañanas se vuelve loco cuando agarro su cuerda para sacarlo a pasear. Se pone tan ansioso, que comienza a gemir, a ladrar, realmente se vuelve loco, y me vuelve igual a mi. Tanto es así, que los dos salimos todo alborotados, él forcejeando hacia adelante, y yo forcejeando hacia atrás, para frenarlo un poco.

Lamentablemente, un día se me escapó y se lesionó. Desde ese día tuve que buscar nuevos lugares, y con él caminamos por distintas calles del centro y alrededores, hasta que encontré lo que al principio llamé “el parque secreto”, pero como después de hoy dejará de serlo (secreto), simplemente lo llamaré “el parque escondido”.

Estaba ahí, a la vista de todo el mundo, en pleno centro de Cabo San Lucas, y no sé como no lo había visto antes, o mejor dicho, lo había visto casi de reojo, desde afuera, pensando que ese lugar estaba vacío y era horrible y que no debería estar así ahí en pleno centro. Pero una vez que entras y miras de cerca a esos hermosos árboles llenos de pájaros cantores, te das cuenta que es uno de los pocos lugares llenos de vida que queda por ahí, cerca de todos.

El Parque Escondido

Tal vez digan que soy un soñador, pero creo que ese lugar hay que arreglarlo, dejarlo hermoso, para que se convierta en un atractivo de la ciudad. Allí podrían estar paseando locales y turistas, recorriendo pasillos bien adornados de flores y plantas que alegren el lugar.

Sin embargo, me preocupa enormemente que ese lugar se esté convirtiendo en un albergue de vagos o indigentes, puesto que detecté dos lugares escondidos (muy bien escondidos) donde viven personas. Sí, allí viven personas, e inclusive instalaron unas “chozas” escondidas, una está entre un árbol caído con follaje frondoso, está a muy pocos metros de la parte de atrás de la Comandancia de la Policía Turística. Dios no quiera que pase algo ahí, no sé, que violen a alguien o se maten en riñas de borrachos o drogadictos, puesto que si eso ocurriera, la Policía que está ahí cerca sería el hazmereír de la sociedad, puesto que el crimen ocurriría a sus espaldas, a muy pocos metros de donde están ellos. La otra “choza” está más alejada, cerca de una esquina de ese lugar.

Para que vean que ese lugar es privilegiado, les diré que está rodeado de los cuarteles de la Policía, de los Bomberos, de las oficinas de Protección Civil, y otras oficinas gubernamentales, del Correo Mexicano, y del otro lado está la entrada al estacionamiento a Puerto Paraíso.

Basural

La otra vez estaba yo ahí, disfrutando del basural, bueno, en realidad estaba muy cerca de dos árboles muy grandes, que tienen las ramas llenas de hojas pequeñas y delgadas (no sé como se llama, pero me hacen recordar a los “sauces llorones”), donde todas las mañanas se llena de pajaritos que no paran de cantar, comunicándose entre ellos como si estuvieran publicando en un “facebook de pájaros”. Sin embargo, es una verdadera lástima que en tan hermoso lugar, debajo de estos dos árboles que se unen o tocan con sus ramas, la gente haya tirado un montón de basura y escombros (de todo el lugar descampado que hay, eligieron justo ahí), quitándole así la magia a ese lugar.

Pues ahí estaba yo, meditando o pensando qué “maldad” iba a hacer durante el día o con quien me iba a pelear durante esa jornada (chiste), cuando de repente apareció un hombre con un carrito lleno de basura. El hombre estaba por tirar ahí cuando le dije que no tirara la basura en ese lugar, y me preguntó si yo era el guardián de ahí, por lo que le dije que sí, y desde ese momento acepté la responsabilidad de cuidar a esos árboles. El hombre se fue con su carrito lleno de basura, para arrojarlo algún otro lado, pero a los pocos días se repitió la escena, aunque ésta vez ya no se fue, y me enfrentó, para decirme que si yo quería que él no tirara la basura en ese lugar, yo le tendría que pagar. La historia es que obviamente yo no le pagué, y hasta lo espanté para que se desistiera de su idea de arrojar basura al lado de los árboles. Pero antes de eso, hasta traté de negociar con él diciéndole que era mejor arrojara la basura en medio del descampado, explicándole que tarde o temprano, no faltaría algún pen descuidado que encendiera fuego a la basura, quemando así a esos hermosos árboles. A él no le importó, me volvió a pedir dinero a cambio de no arrojar la basura en ese lugar (chantaje), por lo que le terminé enfrentando y salió corriendo, dejando su carrito lleno de basura. De hecho, hasta mi perrito le terminó corriendo sin entender lo que estaba sucediendo.

Todo el tiempo, las autoridades nos dicen de que cuidemos la ciudad, pero ellos no hacen nada con ésta gente que tira basura. No hay sanciones, no hay quien vigile, ni controlen. Ese lugar está a pocos metros (¿20 metros?) del cuartel de la Policía del centro, y a la misma distancia de la oficina de la Coordinación de Protección Civil de Cabo San Lucas.

Considerando que es un deber de todos cuidar la ciudad, yo no podía permitir que siguieran ensuciando el lugar, y no entiendo por qué la gente tira basura en cualquier lado, pudiendo tirar en otros que no causen daños a los árboles y al entorno. De hecho, le había dicho a ese hombre que era mejor llevara su basura a unos recipientes de basura que están a lo largo del boulevard, pero como eso ya implicaba más esfuerzo (caminar más metros), no le interesó hacerlo. Así que me fui hasta donde estaban los policías y me presenté, y le dije a uno que estaba descansando cómodamente lo que ocurría pero no me hizo caso, por lo que seguí insistiendo hasta encontrar al indicado (siempre hay uno que sobresale de los demás) y éste me presto atención y el apoyo necesario. Le expliqué que solamente quería que no tirara la basura entre de esos hermosos árboles. El policía fue y habló con ese hombre, pero antes de que llegara el uniformado ya tiró la basura donde yo le había solicitado (en una zona quemada, en medio del descampado), puesto que me había visto de lejos hablando con el policía.

Gente viviendo

Yo seguí recorriendo el lugar, con mi fiel Tiziano de escudero, en mi nuevo papel de “guardián de árboles del Parque Escondido”, y me percaté que habían dos lugares improvisados donde vivían personas. Sí, a los costaditos de ese hermoso futuro parque, hay dos chozas ocultas, en donde viven personas indigentes o no indigentes (se ven normales, mal vestidos pero no al extremo de la indigencia)

Una de estas chozas estaba al lado de un yate gigante (o embarcación, como quieran llamarlo). Allí había un árbol caído, cuya entrada de la choza solo podía verse desde un lado. Allí estaban varias personas, no supe cuántas.

La otra choza estaba en el otro extremo del mismo costado, debajo de unas embarcaciones abandonadas. De allí vi salir a dos personas (hombre y mujer), durante varios días seguido.

Yo me he preguntado que, si habiendo tantas cámaras de seguridad del C4 por el boulevard, ¿acaso no veían entrar a esa gente? ¿será que nadie sabía que ahí vivían vagos a escasos metros del cuartel de la Policía? ¿y los de Protección Civil no sabían que allí existe un basural clandestino?.

En fin, me he preguntado muchas cosas durante estos días, y entre mis preguntas está de que no entiendo por qué no hacen un parque de paseo en ese lugar abandonado. Sin embargo, me preocupa que en el futuro solo quieran utilizar ese lugar como una playa de estacionamiento.

Ya vimos lo que le pasó al Lote 8 (al costado del Pabellón Cultural de la República), donde en vez de hacer un hermoso parque para pasear, terminaron haciendo una gigantesca y desolada playa de estacionamiento que se pasa más tiempo semivacía que otra cosa, y solo sirve para los vehículos de los comerciantes ricachones que tienen sus negocios de lujos en la Marina. Es decir, que ellos (los amigos de los alcaldes del pasado) lograron que se hiciera una super playa de estacionamiento gigante para satisfacer sus egoístas necesidades, en vez de hacer un parque de lujo para todos los habitantes de la ciudad, que inclusive serviría para que los turistas no se cansan de las dos únicas opciones que hay en la ciudad: arena o pavimento.

Finalmente, puedo decir ahora que me preocupan tres cosas (aunque pueden ser más). En primer lugar, me preocupa que esos supuestos indigentes (que en realidad tienen más pinta de vagos que de necesitados), terminen incendiando el basural que hay allí, puesto que con eso terminarían quemando esos hermosos viejos árboles. Ya hay vestigios de que incendiaron un basural cerca de ahí, a pocos metros de esos árboles y no me extrañaría que lo vuelvan a hacer, dañando a éstos hermosos ejemplares. Además de eso, me preocupa que haya gente viviendo en ese lugar, a metros del mero centro. Hay gente que pasa por ese lugar para acortar camino y evitar dar toda la vuelta. No quiero pensar qué pasaría si llegaran a violar a una niña o mujer que pase por ese lugar en la cualquier hora del día o noche. El lugar está actualmente semidesolado y ni los policías que están cerca se enterarían, sino hasta que fuera demasiado tarde. Por último (creo que es lo último), me preocupa que terminen transformando a ese lugar en una simple playa de estacionamiento (como hicieron con el Lote 8). Ya sabemos la mentalidad que tienen las autoridades de aquí, todo a lo fácil y para satisfacer a unos pocos amigos de la zona, no tardarían en mandar a pintar unos rectángulos blancos para -según ellos- transformarlos en “cajones” de estacionamientos de vehículos, transformando a ese futuro hermoso lugar en otro estacionamiento semivacío.

Ojalá las autoridades tengan sus mentes abiertas e iluminadas, y vean la necesidad de hacer un hermoso parque en ese lugar. Y digo esto, porque tengo esperanzas que éste alcalde haga algo, puesto que se lo ve con la ambición para llegar a gobernador, y entonces espero que se tome más en serio las cosas. En general se puede decir que está haciendo las cosas bien o al menos, mucho mejor que los anteriores alcaldes. Ojalá -entonces- que transformen a ese lugar en un parque (pero hay que hacerlo y mantenerlo), puesto que necesitamos en Cabo San Lucas un lugar lleno de verde (y no hablo de dólares). Ese lugar llamaría la atención de turistas y locales, y solo así se podría evitar que se cortara el boulevar Lázaro Cárdenas para transformarlo en Ciclovía durante todos los domingos, puesto que las actividades de la Ciclovía se podrían trasladar fácilmente a ese futuro parque.

Necesitamos un Parque y llámenle como quieran, yo lo llamé “Escondido” pese a estar a la vista de todos. Aunque ahora no es un parque, sé que si la gente apoya, las autoridades lo harán. La ciudad es para todos, y necesitamos un Parque.

Más información

Limpiando “el parque escondido”: futuro “Central Park” de Cabo San Lucas

Anuncios


Categorías:Baja California Sur, Cabo San Lucas, Municipio Los Cabos

Etiquetas:,

2 respuestas

  1. a las autoridades les vale madre ellos voltean a ver donde hay dinero y donde no ignoran todo lo que esta pasando en es lugar

    Me gusta

Trackbacks

  1. Limpiando “el parque escondido”: futuro “Central Park” de Cabo San Lucas – Noticabos

Yo opino...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: